Isabel II, aclamada por los británicos, rompió una tradición y sus herederos tomaron el protagonismo

Isabel II, aclamada por los británicos, rompió una tradición y sus herederos tomaron el protagonismo

Unos 1.500 militares de la guardia real, con sus bandas musicales y caballos, abrieron este 2 de junio los cuatro días de celebraciones con el tradicional Trooping the Colour, el Desfile del Estandarte, que da comienzo a las celebraciones del jubileo de platino de la reina Isabel II de Inglaterra.

La reina Isabel II, de 96 años y con crecientes problemas de movilidad, fue aclamada el jueves al aparecer en el balcón del Palacio de Buckingham por una inmensa multitud reunida para celebrar sus 70 años de reinado. 

Vestida con abrigo y sombrero azul, la monarca fue aclamada por una multitud congregada en plateas ante el palacio de Buckingham al salir al balcón por primera vez en tres años. Se mantuvo sonriente y de pie pero apoyándose en un bastón.

Acompañada por su primo el duque de Kent, coronel de la guardia escocesa, la reina saludó a las tropas desde el balcón del Palacio de Buckingham, rompiendo por primera vez en 70 años la tradición de revistar a los regimientos en la Horse Guard’s Parade, en el Parque de St. James.

Dados los crecientes problemas de movilidad de la monarca, de 96 años, fueron el príncipe Carlos, su heredero de 73 años, y el príncipe Guillermo, segundo en la sucesión al trono, quienes ocuparon su lugar en la ceremonia militar.

En la céntrica plaza de la Horse Guards Parade, cerca de Downing Street, Carlos inspeccionará las tropas en nombre de la reina, acompañado Guillermo, de 39 años, y su hermana la Princesa Real Ana, de 71 años.

Desde un balcón, contemplaron el desfile Camilla (duquesa de Cornualles), Kate (duquesa de Cambridge), el príncipe Harry y Meghan Markle (duquesa de Sussex).

Organizado anualmente desde hace 250 años para conmemorar el cumpleaños oficial del monarca, el Trooping The Colour tiene su origen en los antiguos preparativos para la guerra, cuando se exhibían todas las banderas del ejército para que los soldados las reconocieran en el fragor de la batalla.

Cancelado en 2020 y 2021 debido a la pandemia, este año coincidió con el inicio del «jubileo de platino» y atrajo a una inmensa multitud de británicos a Londres. Muchos acamparon varias noches en los laterales de The Mall, la gran avenida londinense decorada con inmensas banderas británicas que conduce al palacio, para reservarse un buen lugar.

El acto terminará con unos 70 aviones de las fuerzas aéreas, incluida la patrulla acrobática Red Arrows, sobrevolando el palacio y una segunda aparición de la reina, flanqueada por los principales miembros de la familia real -incluidos los tres hijos pequeños de Guillermo y Catalina- para saludar a la multitud.

Las salvas de cañón resonarán en Londres y todo el Reino Unido en honor a la monarca que llegó al trono en 1952 con solo 25 años y batió todos los récords de longevidad de un soberano británico.

«Espero que los próximos días sean una oportunidad para reflexionar sobre todo lo que se ha logrado durante los últimos setenta años, mientras miramos al futuro con confianza y entusiasmo», afirmó la reina en un mensaje divulgado antes de unos festejos que llegan tras varios escándalos en la familia real y la agravación de su estado de salud.

MONARQUIAS.COM