La reina Isabel II utiliza un carro de golf de lujo para moverse con facilidad, reveló The Sun


La reina británica Isabel II cuenta con carrito de golf valorado en más de 81.000 dólares para transportarse a largas distancias y, de esta forma, para compensar los problemas de movilidad que atraviesa desde hace un tiempo.

Según una fuente del palacio reveló al diario The Sun, el carrito conocido como “Queen Mobile” ya fue estrenado en los terrenos del Castillo de Windsor y es un transporte ideal para Isabel II que continúa luchando contra los problemas de salud que presenta a sus 95 años de edad.

“Su Majestad está luchando contra la rigidez en las piernas, por lo que el carro es la solución perfecta para trasladarla.», dijo la fuente al periódico.

«Recientemente ha pasado por muchas batallas físicas con Covid y su esguince de espalda, lo que le pasaría factura a cualquiera, y mucho menos a alguien que cumpla 96 años el próximo mes”, agregó.

El carrito de golf tiene una velocidad máxima de 70 km/h y utiliza una batería de litio recargable que le da una autonomía de 80 kilómetros, también tiene una pantalla junto al volante que se parece a una tableta de 10.1 pulgadas que le ofrece las actualizaciones climáticas y mapas.

Además, está completamente equipado para cualquier temporada del año, cuenta con un refrigerador y cuatro asientos de cuero espaciosos en los que ya llevó de paseo a sus perros por el Castillo de Windsor.

Isabel II, que padeció Covid-19 en febrero, fue vista en diversos compromisos públicos con bastón en los últimos meses y dijo que tiene dificultades para desplazarse.

En octubre pasó una noche hospitalizada para someterse a «pruebas» cuya naturaleza nunca se especificó. En noviembre, la casa real excusó su ausencia a una ceremonia aludiendo un dolor de espalda.

El 14 de marzo, las celebraciones del Día de la Mancomunidad Británica debían marcar su retorno a la vida pública pero a última hora canceló su presencia y delegó en el príncipe heredero, Carlos.

MONARQUIAS.COM