Europa

El castillo holandés del káiser alemán recrea la sala mortuoria de la última emperatriz

El comedor de Huis Doorn, el castillo donde se exilió Guillermo II tras la caída de la monarquía, ha sido amueblado tal como lució en abril de 1921, tras la muerte de la ex emperatriz Augusta Victoria.

Cien años después del fallecimiento de la última emperatriz de Alemania, Augusta Victoria, el castillo de Doorn (Holanda) recreó con sumo detallismo en una de sus salas la capilla mortuoria de la consorte del káiser Guillermo II.

El comedor de Huis Doorn, el castillo donde se exilió Guillermo II tras la caída de la monarquía, ha sido amueblado tal como estaba el 16 y 17 de abril de 1921, tras la muerte de la ex emperatriz Augusta Victoria.

De esta forma, la sala fue cubierta de coronas de flores y su imponente candelabro luce cubierto de tul negro. Un ataúd cubierto con una bandera ocupa el lugar central de esta exposición, “Mourning, from Empress to Corona”, que se podrá visitar hasta el 3 de julio de 2022.

“Tanto la decoración de la cámara mortuoria como la de la capilla ardiente se basan en pinturas en las que se han registrado estos momentos. En esa época también era muy común guardar una foto o dibujo de sus seres queridos en su lecho de muerte como recuerdo”, informó el portal Historiek.

Augusta Victoria de Schleswig-Holstein-Sonderburg-Augustenburg fue la primera esposa del káiser y murió el 11 de abril a la edad de 62 años en Doorn. Después de unos días, su cuerpo fue trasladado al comedor que temporalmente funcionó como capilla ardiente. Desde allí, el ataúd fue llevado en automóvil a la estación de Maarn y luego transportado en tren a Potsdam -Alemania- para su entierro.

Monarquias.com