Belgica

Alberto II de Bélgica mantuvo un “conmovedor” encuentro con los hijos de la princesa Delphine

Los adolescentes Josephine y Oscar O’Hare se sintieron “felices” de conocer a su abuelo. Tienen derecho a título de príncipes desde el reconocimiento de su madre como hija biológica del ex rey.

El rey Alberto II de Bélgica conoció finalmente a los hijos de la princesa Delphine, reconocida oficialmente como su hija biológica hace un año. Los hijos Josephine y Oscar, de 17 y 14 años respectivamete, dijeron que se sienten “muy felices” de haber conocido a su abuelo.

Ha ido muy bien. Fue realmente conmovedor para ellos”, dijo Delphine Boël, ahora conocida como la princesa Delphine de Sajonia-Coburgo después de que la Justicia belga estableciera que es la hija natural del exmonarca.

Desde que el 1 de octubre de 2020 fuera reconocida como hija biológica del rey Alberto, la princesa Delphine ha tenido al menos cuatro encuentros con la familia real. Además, en julio asistió al desfile militar de la Fiesta Naciona belga con sus hermanos, el rey Felipe, la princesa Astrid y el príncipe Laurent.

En una entrevista exclusiva con la revista Paris Match, la princesa Delphine recordó su primer encuentro con Alberto II tras la extensa batalla legal por el reconocimiento filial: “Cuando volví a ver a mi padre después de muchos años, sentí que el contacto era natural. Fue muy fácil. Y eso es lo que yo también viví con mis hermanos y mi hermana”.

Les puedo decir que mis hijos también conocieron a su abuelo. Ellos estaban muy felices. Alberto es una persona sumamente agradable. Lo volvió a demostrar y le fue muy bien”, dijo Delphine. Y agregó: “Quería absolutamente que conocieran a su abuelo real”.

Delphine dijo que los dos hijos que tuvo con su marido, James O’Hare, “podrían haber experimentado este estrés de forma indirecta… pero siempre he compartido con ellos mis valores y son claros. Siempre tienes que intentar avanzar en la vida y darles a todos una oportunidad. Estamos al comienzo de una nueva relación familiar, al comienzo de una reconstrucción”.

Sobre su reunión con la princesa Astrid y el príncipe Laurente en el desfile de la Fiesta Nacional, Delphine recordó: “La jornada fue muy intensa y no se prestó a conversaciones. Realmente aprecié el contacto con Astrid, siento mucha simpatía por ella. Es mi hermana… Las cosas encajaron con más naturalidad de lo que uno podría haber imaginado. Mi hermana irradia inmensa bondad y dulzura. Su esposo, Lorenz, también es muy comprensivo. Jim se llevaba bien con él”.

Monarquias.com