Historias

El impresionante linaje real de Lady Charlotte Lindesay-Bethune, duquesa de Noto

La joven aristócrata, de 28 años, tiene detrás de sí importantes lazos con la alta nobleza escocesa y curiosos entronques con los reyes de Inglaterra que llegan hasta la actual Casa de Windsor.

La ciudad italiana de Palermo fue este sábado (25 de septiembre) el escenario de la boda del príncipe don Jaime de Borbón-Dos Sicilias, hijo de los duques de Calabria y 12º en la línea sucesoria al trono de España, con la aristócrata británica Lady Charlotte Diana Lindesay-Bethune, hija de los condes de Lindsay. La joven, de 28 años, tiene detrás de sí importantes lazos con la alta nobleza escocesa y curiosos entronques con los reyes de Inglaterra.

La flamante duquesa de Noto es hija de James Randolph Lindesay-Bethune, 16º conde de Lindsay, miembro destacado del partido Conservador y de la Cámara de los Lores y ex presidente del National Trust for Scotland. En 1982 se casó con Diana Mary Chamberlaine-Macdonald y tuvo hijos: Frances Mary (1986), Alexandra Penelope (1988), William James (1990), 16º vizconde de Garnock; David Nigel (1993) y Charlotte Diana (1993).

Los Lindesay, ligados a Guillermo el Conquistador

Los Lindesay son una familia de origen normando, quizás procedente de la villa de Limésy, en ese ducado. El primer miembro documentado de esta estirpe es un David de Lindissie, que acompañó en 1068 desde Normandía, al exiliado príncipe Edgar Atheling (1053-116), sobrino nieto del rey Eduardo el Confesor y último de los descendientes varones de la Casa de Wessex, en su reclamación del trono inglés.

El príncipe Edgar viajó a Escocia para solicitar el apoyo de Malcom III en dicha reclamación y casar a su hermana Margarita (futura Santa Margarita de Escocia) con el soberano escocés. Los Lindesey participaron en las diversas guerras entre sajones y normandos por la posesión del Trono de San Eduardo.

Sir Walter de Lindesay luchó junto al príncipe David de Escocia, conde de Huntingdon, por sus derechos al trono. Fue consejero de los reyes David I y Guillermo I de Escocia. Su hijo sir David, casó con la heredera de John, barón Crawford, título que heredó su hijo también David, junto a grandes estados en East Lothian.

Uno de sus descendientes, otro sir David Lindsay, lord de Byres y Barnwell (+1279), fue regente del reino durante la minoría de Alejandro III y lord chambelán hasta 1257. En 1268 se unió al futuro rey Eduardo I de Inglaterra en la Cruzada liderada por San Luis IX, en la que éste encontró la muerte. Sir David acompañó al príncipe Eduardo hasta Tierra Santa y murió en Egipto en 1279 en lucha contra el sultán Baibars. Uno de sus biznietos, sir Alexander Lindsay de Glenesk (1381), peregrinó y falleció en Tierra Santa.

Un antepasado de Lady Charlotte fue yerno del rey de Escocia

Su hijo sir James Lindsay, casó con la princesa Egidia, nieta de Roberto Bruce y hermana del rey Roberto II de Escocia. Su hijo sir David, 10º barón Crawford, casó en 1380 con la princesa Isabel, hija del mismo Roberto II. Elevado a conde en 1398, Sir David también fue Lord Gran Almirante de Escocia y embajador en Inglaterra, donde obtuvo las tierras de Lindsey. Otra hija del rey Roberto, la princesa Juana casó en 1376 con sir John Lyon, lord Glamis, antepasado directo de la reina Isabel, nacida Bowes-Lyon hija de los condes de Strathmore y Kinghorne, madre de la reina Isabel II de Inglaterra.

Los hijos del primer conde crearon dos líneas de la familia, los condes de Crawford y los lores Lindsay de Byres, que volverían a unirse en el siglo XVII, y de las que surgieron muchas otras. Los miembros de esta familia ocuparon importantes y numerosos cargos en la corte y gobierno de Escocia, siempre cerca de sus monarcas, como grandes chambelanes, miembros del consejo privado, generales, jueces y embajadores. También participaron en guerras civiles e intrigas en la difícil sucesión de las diversas familias que se sucedieron en el trono, así como en las minorías de edad de los soberanos y en las guerras contra Inglaterra. También en el campo de la cultura destacaron personajes de la familia como el poeta David Lindsay de Mount (1490-1555).

Lady Charlotte emparenta con la princesa Alejandra de Kent y la reina Isabel II

El tercer conde de Crawford casó con lady Marjory Ogilvy, hija de los condes de Airlie, el primero de los matrimonios con esta antigua familia escocesa. De esta forma los Lindsey emparentan con la familia del esposo de la princesa Alejandra de Kent, el fallecido sir Angus Ogilvy. Su hijo Alexander Lindsey fue creado duque de Montrose en 1488. Este 4º conde de Crawford fue antepasado de lady Elizabeth Knollys, prima de la reina Isabel I y antepasada de la actual duquesa de Cambridge.

En los difíciles años del reinado de María Estuardo de Escocia las dos líneas de la familia participaron activamente en numerosos episodios, como guardia personal o en las tropas de la reina. Cuando la joven reina de Escocia regresó de Francia en 1561, el 6º Lord Lindsay fue uno de los nobles protestantes que se manifestaron contra la intención de la reina de celebrar misas católicas en su capilla privada, Además participó en la conspiración para el asesinato del esposo de la reina, lord Henry Darnley, y su primo David Lindsay (1527-1574), 10º conde de Crawford fue uno de los asesinos de David Rizzio, favorito de la reina María. Ambos ocuparon cargos en la corte de Jaime VI de Escocia y I de Inglaterra en Londres.

Alexander Lindsay, lord Balcarres (1618-1659), se mantuvo fielmente junto al rey Carlos I de Inglaterra y Escocia y fue elevado a conde por Carlos II, a quien acompañó al exilio en Holanda y falleció en Breda. Su esposa, nacida lady Anne Mackenzie, de los condes de Seaforth, fue aya del futuro Guillermo III de Orange. Su hijo Colin Lindsay, 3º conde de Balcarres, (1652–1722), ocupó importantes cargos en la corte de Jacobo II y fue hombre de confianza del rey. Su fidelidad al rey lo llevó a marchar al exilio con la familia real a finales del siglo XVII.

Volviendo a su primo el 1º conde de Lindsay, participó en la coronación de Carlos II en Escocia de 1651, sosteniendo el cetro real, y fue hecho prisionero por las tropas de Cromwell y encerrado en el castillo de Windsor. Liberado en 1660, con la restauración definitiva de la monarquía con Carlos II, obtuvo el título de 17º conde de Crawford, por falta de descendencia de su primo exiliado. Su nieto John, conde de Lindsay y 19º de Crawford, fue miembro del Consejo Privado de la reina Ana .

James Lindsay, 8º conde de Balcarres, reconocido como 25º conde de Crawford (1812-1880), fue autor de numerosas obras y creador de la biblioteca Lindesiana, sita en los castillos de Balcarres y de Haigh Hall. Su hija lady Anne Lindsay casó con lord Francis Bowes-Lyon, hijo de los condes de Strathmore y Kinghorne y tío paterno de la reina madre de Inglaterra Isabel.

Los lazos de Lady Charlotte con los duques de Gloucester gracias a Carlos II de Inglaterra

En 1878 la Cámara de los Lores reconoció que el título de conde de Lindsay y sus subsidiarios de vizconde Garnock, lord Parbroath, y lord Kilburnie, Kingsburn y Drumry, había pasado a la línea de los Lindsay de Byres, descendientes del 1º. conde. Esta línea adoptó el nombre de Lindsay-Bethune, tras el matrimonio en 1657 de Catherine de Bethune, hija y heredera de sir Robert Bethune de Balfour, señor de Bandon, con sir Patrick Lindsay, 3er lord Wormiston. Sus hijos heredaron los estados Kilconquhar y añadieron Béthune a su apellido. Los Béthune eran una noble familia de Artois (Francia), establecida en Escocia hacia 1192, con Robert VI, señor de Béthune, cuyos hermanos fueron antepasados de los duques de Sully y Chârost y otras ramas.

De los primeros condes de Lindsay de esta línea destaca Sir Henry Lindsay- Bethune, 9º conde de Lindsay (1787–1851), militar y diplomático que participo en una importante misión británica en Persia e impresionó por su inteligencia y dotes de mando en la corte del Shah Fath Ali Shah Qajar (1772-1834), que le encargó la modernización de su ejército. Otro personaje curioso de esta línea es el almirante sir John Lindsay de Evelix (1737-1788) destacado marino y militar que participó en la guerra de los Siete Años y en la de Independencia de Estados Unidos. En América tuvo una hija de una esclava y la llevó consigo al Reino Unido para ser educada como una dama y presentada en sociedad: Dido Elizabeth Belle Lindsay (1761-1804), que casó y tuvo descendencia y destacó como escritora de cartas.

A principios del siglo XX fue creado 1º baronet de Lindsay-Hogg, el político conservador y miembro del Parlamento, sir Lindsay Lindsay-Hogg (1853-1923), primo del conde. La esposa de su biznieto, Lucy Davies, fue la segunda esposa de Anthony Armstrong-Jones, 1º conde de Snowdon y ex esposo de la fallecida princesa Margarita de Inglaterra. El 15º conde, David (1926-1989), también militar de carrera y abuelo de lady Charlotte, casó en 1953 con Mary-Clare Douglas-Scott-Montagu, hija de John Douglas-Scott-Montagu, 2º barón Montagu de Beaulieu, nieto de Walter, 5º duque de Buccleuch y 7º de Queensberry (1806-1884).

La familia Buccleuch es una ilustre casa escocesa que se remonta a la Alta Edad Media. Los títulos subsidiarios del ducado son: conde de Buccleuch, conde de Dalkeith, lord Scott de Buccleuch, lord Scott de Whitchester y Eskdaill (todos ellos en la nobleza de Escocia). Además posee los títulos subsidiarios del ducado de Queensberry, que son: marqués de Dumfriesshire, conde de Drumlanrig y Sanquhar, vizconde de Nith, Tortholwald y Ross y lord Douglas de Kilmount, Middlebie y Dornock.

Anne Scott (1651-1732), 4ª condesa de Buccleuch e hija de Walter Scott, 8º barón Buccleuch (1606-1633), se casó en 1663 con 12 años con James Fitzroy, duque de Monmouth y Buccleuch (1649-1685), que adoptó el apellido de su esposa. Era el mayor de los hijos ilegítimos del rey Carlos II y de dama galesa Lucy Walter y fue ejecutado en tiempos de Jacobo II al encabezar un levantamiento para hacer valer sus derechos de sucesión.

Por el enlace del 15º conde con Mary-Clare Douglas-Scott-Montagu, su nieta la duquesa de Noto emparenta de los duques de Gloucester, primos hermanos de la reina Isabel II. El actual duque de Gloucester, príncipe Ricardo, es nieto del 7º duque de Buccleuch, por parte de su madre la princesa Alicia (1901-2004). También es prima de Sara, duquesa de York, tataranieta del 6º duque de Buccleuch.

El rey Carlos II tuvo numerosos hijos ilegítimos que tituló y casó con grandes familias británicas y de estos descienden las casas ducales de Cleveland, Grafton, Saint Albans y Richmond y los condes de Lichfield. Lady Charlotte Lindesay emparenta por esta ascendencia con la fallecida princesa Diana de Gales y sus hijos los príncipes Guillermo y Harry, ya que la fallecida princesa era descendiente de dos de los hijos de Carlos II, los duques de Grafton y de Richmond. Por otro lado, la duquesa de Noto emparenta de nuevo con los príncipes a través de su bisabuela la reina madre Isabel. En efecto, la esposa 5º duque de Buccleuch, lady Charlotte Thynne, de los marqueses de Bath, era biznieta del primer ministro William Cavendish-Bentinck, 3er duque de Portland, bisabuelo de la madre de Isabel II. Una nieta de Carlos II, lady Anne Lennox, hija del 1er. duque de Richmond, casó con el 2º conde de Albermale, Willem van Keppel, siendo antepasados directos de la actual duquesa de Cornualles, Camilla Parker Bowles.

Cómo emparentan Lady Charlotte y Jaime de Borbón-Dos Sicilias

La madre de lady Charlotte, Diana Mary Chamberlayne-Macdonald (1961) es hija de sir Nigel Donald Peter Bosville-Macdonald y de Penélope Mary Alexandra Chamberlayne. Sir Nigel (1927-2013) fue mayor de la Guardia Escocesa y secretario privado y gentilhombre militar del príncipe Enrique, duque de Gloucester desde 1958 hasta 1974, así como gentilhombre militar de la reina Isabel II desde 1979 hasta 1997. El Clan Macdonald es uno de los más extendidos de Escocia. Entre las ramas más conocidas del clan están los lores de las Islas, los condes de Ross, los barones de Sleat, etc. y remontan su origen a un tal Somerled que dominaba las islas Hébridas y murió en la batalla de Renfrew en 1164 luchando contra el rey Malcom IV. Su esposa Ragnhildis era hija del señor de las islas de Mann. Descendiente de los condes de Ross, el teniente general Godfrey Bosville-Macdonald, 3º barón Macdonald de Sleat, casó con Maria Louisa Edsir, supuesta hija ilegítima, aunque nunca reconocida, del príncipe Guillermo Enrique, duque de Gloucester y de Edimburgo, hijo menor de Jorge II, y de lady Almeria Carpenter. Entre sus descendientes, a parte de los Macdonald, se encuentran su bisnieto Henry John Lascelles, 6º conde de Harewood, que en 1922 casó con la princesa real María, hija del rey Jorge V.

Los duques de Noto están relacionados a través del rey Carlos I de Inglaterra y Escocia, cuya hija, la princesa Enriqueta Ana, se casó con Felipe de Francia, duque de Orléans, hermano de Luis XIV. Su hija la princesa Ana de Orléans casó con Víctor Amadeo II de Saboya y fue madre de Carlos Manuel II de Saboya, rey de Cerdeña, antepasado a través de sus dos nietos el rey Víctor Manuel I de Cerdeña y la condesa de Artois, María Teresa de Saboya, del duque Elías I de Parma, bisabuelo del duque de Calabria como padre de su abuela, la Infanta Alicia. Una bisnieta de Ana de Orleans, duquesa de Saboya, la princesa Luisa Isabel de Francia, duquesa de Parma, a través de su hija la reina María Luisa de España, esposa de Carlos IV, es antepasada de Don Jaime por 8 líneas diversas de descendencia, que incluyen las familias reales de España, Dos Sicilias, Parma, Austria, Francia y Brasil.

Por otra parte, Don Jaime desciende por tres líneas de la hermana mayor de Carlos I, la famosa Isabel del Palatinado, duquesa de Orleáns. La primera a través de su hijo el elector palatino Carlos I Juan, bisabuelo del emperador Francisco Esteban, duque de Lorena, bisabuelo del conde de Caserta. La segunda y tercera a través de su hijo Eduardo, conde Palatino de Simmern, por un lado 4º abuelo de la reina María Carolina de Nápoles, nacida Austria y por otro 10º abuelo del Infante Carlos Tancredo. La hija menor de dicha reina Isabel, Sofía de Hannover fue la abuela del rey británico Jorge II y antepasada de la reina Victoria I “abuela de Europa” y el rey Cristian IX de Dinamarca “el suegro de Europa”, entre otros.

Otra línea interesante de parentesco es la de este Jorge II de Inglaterra, aceptando la filiación de la baronesa Macdonald como nieta del soberano británico, como hacen la mayoría de los historiadores. Jorge II es antepasado también de Don Jaime a través de la descendencia de su hija la princesa real Ana, que casó con Guillermo IV de Orange-Nassau. Dos de sus nietos, Federico Guillermo de Nassau-Weilburg, fue bisabuelo del conde de Caserta y de la duquesa María Pía de Parma; y Enriqueta de Nassau-Weilburg, fue bisabuela de la reina regente María Cristina y 4ª abuela de la duquesa María Ana de Parma, ambas abuelas del Infante Don Carlos, duque de Calabria.

Monarquias.com / Orden Constantiniana