España

El rey Juan Carlos cumple un año de exilio sin fecha de retorno a España

La fiscalía del Tribunal Supremo español tiene abiertas tres investigaciones para esclarecer si cometió algún delito luego de renunciar a su abdicación.

El rey emérito de España, Juan Carlos I, cumple este 3 de agosto un año en Emiratos Árabes Unidos tras abandonar su país en medio de una investigación judicial por blanqueo de capitales y sobornos ligados a la construcción de un tren de la empresa española AVE en Arabia Saudita.

Te comunico mi meditada decisión de trasladarme, en estos momentos, fuera de España”, fueron las palabras con las que Juan Carlos, monarca de España durante 39 años, informaba a su hijo Felipe VI y al mundo de su decisión de exiliarse el 3 de agosto de 2020 y así intentar eludir sus problemas de los últimos años ante la Justicia.

La salida de España de Juan Carlos I se había venido gestando entre el Gobierno y la Casa Real durante semanas después de que el periódico británico The Sunday Telegraph revelara el 14 de marzo de 2020 un generoso “regalo” millonario a Don Juan Carlos por parte del ya fallecido rey saudita Abdallah. Esto llevó a que Felipe VI anunciara el 15 de marzo que retiraba su asignación el rey emérito.

Además, en marzo de 2019 se habían recibido ya en Zarzuela dos cartas del bufete británico en el que trabaja el abogado de Corinna Larssen, amiga íntima de Don Juan Carlos, informando de que Felipe VI y la Princesa de Asturias figuraban como segundo y tercer beneficiarios de la Fundación Lucum.

La fiscalía del Tribunal Supremo español tiene abiertas tres investigaciones para esclarecer si cometió algún delito luego de renunciar a su abdicación.

La Justicia española recibió pruebas documentales y testimoniales de parte de sus pares de Suiza, donde la Fiscalía acusa al rey emérito de blanqueo de capitales y sobornos, en relación con coimas que presuntamente recibió en 2008 de la monarquía saudita, a cambio de la adjudicación del contrato a empresas españolas de la construcción de un tren de alta velocidad español AVE desde Medina, en Arabia Saudita, a La Meca, el lugar más sagrado del islam.

Durante su año en el exterior, el exmonarca de 83 años realizó dos regularizaciones fiscales, una de ellas de 4,3 millones de euros, gracias a donaciones de empresarios amigos suyos, lo que abrió investigaciones de la Agencia Tributaria al respecto.

El frente judicial del rey emérito se completa con la demanda que Corinna Larsen -también investigada en Suiza- presentó ante en Londres por la “vigilancia ilegal” y “hostigamiento” que asegura sufrió por parte de los servicios secretos españoles y del propio Juan Carlos al negarse a devolverle 65 millones que le había donado.

Pese a que el Gobierno del socialista Pedro Sánchez dijo que es libre para regresar a España cuando quiera, el rey emérito no tiene fecha de retorno al país. Por su parte, el conservador Partido Popular considera que debería volver a España.

“La obra política que ha hecho no merece que el rey no vuelva a España”, dijo el portavoz del PP, José Luis Martínez-Almeida, quien recordó que “por ahora no ha sido imputado en ningún tipo de proceso”, informó la agencia de noticias ANSA.

Aunque tiene la movilidad muy limitada, y se resiste a utilizar silla de ruedas, Juan Carlos I goza de buena salud y recibe visitas de mandatarios locales y extranjeros, y la de sus hijas Elena y Cristina, en su mansión de 4.000 metros cuadrados en una isla de Abu Dhabi.

El Gobierno aclaró que la estancia real en Abu Dhabi no se financia con recursos públicos. El exmonarca está acompañado por tres ayudantes costeados por las arcas públicas de España por ser exjefe del Estado, un gasto que sería el mismo en caso de que Juan Carlos I residiera en España, según contó en el Congreso la vicepresidenta primera, Carmen Calvo, mientras que su estancia en Emiratos Árabes Unidos corre a cargo del príncipe heredero Mohammed bin Zayed.

Monarquias.com