Noticias

El prometido de la Mako de Japón se gradúa en Derecho pero la boda sigue pendiente

Kei Komuro y la sobrina del emperador de Japón mantuvieron una relación a distancia mientras él estudiaba en Nueva York. Una disputa financiera de la familia del novio complicó los planes nupciales.

Kei Komuro, el prometido de la princesa Mako de Japón, se graduó de la facultad de Derecho de la Universidad de Fordham en Nueva York con un título de Juris Doctor, según la universidad. Su boda con la sobrina del emperador Naruhito, sin embargo, sigue sin fecha cierta debido al escándalo provocado por un problema financiero de la familia Komuro.

Komuro y la princesa Mako se conocieron en 2012 como estudiantes en la Universidad Cristiana Internacional en Tokio y comenzaron a salir. El joven, de 29 años, quien anteriormente trabajó en un bufete de abogados de Tokio como asistente legal, comenzó a estudiar en la escuela en agosto de 2018 para convertirse en abogado. Asistió a un programa de doctorado durante dos años después de realizar un curso de maestría de un año.

La princesa Mako, de 29 años, es la primera hija del príncipe heredero Akishino, el primero en la línea al trono, y la princesa heredera Kiko. Su matrimonio se retrasó abruptamente luego de una serie de informes de que la madre de Komuro estaba en una disputa por 4 millones de yenes que su ex prometido afirmó que le debía.

Kei Komuro emitió un comunicado en abril buscando corregir lo que dijo que eran malentendidos del público sobre la disputa financiera de su madre y dijo que su deseo de casarse con la princesa no había cambiado. Su abogado reveló después de que se emitió el comunicado que Komuro quiere entablar negociaciones sobre un pago de liquidación.

El ex prometido de la madre de Komuro también expresó su deseo de entablar negociaciones, diciendo que el matrimonio de Kei con la princesa y la disputa legal de la familia eran temas separados. El príncipe Akishino dijo que aprueba el matrimonio de su hija con el plebeyo, pero sugirió que debe ser bienvenido por un público escéptico hasta ahora.

Monarquias.com