Por qué Harry y Meghan seguirán siendo “Sus Alteza Reales los duques de Sussex”


¿Cómo se supone que debemos llamar ahora a la pareja tras su salida definitiva de la familia real? Aquí las cosas se vuelven un poco confusas.

El príncipe Harry y Meghan Markle podrían conservar sus títulos de Duque y duquesa de Sussex y el tratamiento de Alteza Real una vez que se consolide su salida oficial de la familia real en marzo. Los expertos coinciden en que la reina Isabel II querría evitar una “batalla innecesaria” al permitirles conservar esos estilos, a condición de que no los utilicen.

Después de que el príncipe y la duquesa anunciaron en enero de 2020 que dejarían sus labores en la familia real para ser “financieramente independientes”, hicieron saber que no quieren ser llamados “Alteza Reales”, aunque aún conservan ese tratamiento. Y aunque se llaman a sí mismos “Duque y Duquesa de Sussex”, se sienten cómodos en firmar sus comunicaciones oficiales como “Harry” y “Meghan”.

El príncipe Harry y Meghan Markle emitieron una declaración extraordinaria en la que afirman que el “servicio es universal”.

En su breve declaración del viernes 19 de febrero, los duques de Sussex informaron que están comprometidos con el “deber y el servicio”, y agregaron, de manera intencionada, “independientemente del papel oficial”, dejando ver que no necesitan utilizar su título real para seguir trabajando en asociaciones benéficas, su fundación Archewell y otras organizaciones.

Entonces, ¿por qué siguen siendo Altezas Reales?

Esto se debe a Cartas Patentes (decretos reales) emitidas el rey Jorge V en 1917, cuando estableció nuevas reglas sobre quién debería o no ser Alteza Real dentro de la Casa de Windsor. Se decidió que solo los hijos de un monarca, los hijos del príncipe de Gales -y las consortes de ellos- recibirían el tratamiento de Altezas.

La reina Isabel II emitió una nueva Carta Patente en 1996 para retirar el tratamiento de Altezas Reales a las personas que lo habían adquirido al casarse con miembros de la familia real y que luego se divorciaron (a saber, la Princesa de Gales y la Duquesa de York).

No fue un acto de despecho, sino de principios. El estatus real adquirido en el matrimonio desaparecería si ese matrimonio se disolviera”, explicó el experto real Robert Hardman.

El príncipe Harry y su esposa, Meghan Markle.

¿Por qué Isabel II no retirará los títulos reales a Harry?

La propia reina Isabel “regaló” en mayo de 2018 una serie de títulos (duque de Sussex, conde de Dumbarton y barón Kinkell) con motivo de su boda con Meghan Markle.

Ese día, al decir “sí” en la capilla del Castillo de Windsor, la ex actriz estadounidense se convirtió en Su Alteza Real la duquesa de Sussex por su matrimonio y no por voluntad de la reina.

Robert Hardman dijo que cree que sí sea un “acto de despecho” el despojar al príncipe Harry y a la duquesa de Sussex de su tratamiento de Alteza: “Realmente sería visto como un acto de despecho porque estaría quitando el derecho de nacimiento de Harry”.

“Harry nació como miembro de la realeza y sigue siendo, como subrayó ayer el Palacio, un ‘miembro muy querido de la familia’. Y tal movimiento despertaría recuerdos no deseados del ex rey Eduardo VIII”, dijo Hardman.

Dado que Harry y Meghan no utilizan el tratamiento de Alteza Real para sus asuntos privados, “no es un problema”, cree el experto. “Retirarlo provocaría una batalla que la reina no necesita ni quiere y sería aún más doloroso para el Príncipe de Gales”, afirmó.