Inglaterra

Naufragan las posibilidades de un retorno de los Duques de Sussex a la Casa de Windsor

Tras un “año de transición”, Harry, Meghan y la familia real tenían planeado negociar un regreso a la vida real, pero los conocedores creen que ya no hay posibilidad de reconciliación.

Tras un “año de transición”, Harry, Meghan y la familia real tenían planeado negociar un regreso a la vida real, pero los conocedores creen que ya no hay posibilidad de reconciliación.

Las posibilidades de un regreso de alto perfil de los duques de Sussex a la Familia real británica son escasas debido a las elecciones que Harry y Meghan ya han tomado de manera tan notoria a los largo de 2020.

Según observadores de la realeza, la pareja tiene muy poco espacio para dar marcha atrás en sus decisiones de abandonar la monarquía para ser financieramente independientes.

El príncipe Harry y su esposa estadounidense Meghan Markle están atravesando el tramo final del “año de prueba” de independencia de la realeza, lejos de la influencia de la reina en el Palacio de Buckingham y del padre de Harry, el Príncipe de Gales. Pero según conocedores reales citados por The Daily Mail, la partida de los duques de Sussex es probablemente permanente.

Cuando anunciaron por primera vez su intención, circularon rumores sobre cómo intentarían mantener algunos deberes reales en el extranjero y “apoyar a la Reina” desde su nuevo hogar. Sin embargo, a medida que comenzaron a aparecer las noticias sobre sus nuevas ocupaciones, incluidos lucrativos contratos comerciales, la posibilidad de un regreso se desvaneció, agrega el Daily Mail.

“Simplemente sirve para subrayar el juicio de la Reina: simplemente no se pueden hacer ambos roles sin conflicto. Y, contrariamente a la especulación, en realidad fue una decisión bastante sencilla en nombre de Su Majestad”, explicó una fuente real.

“La reina sabe que no se puede permitir que un miembro activo de la Familia Real también reciba millones de libras de Spotify para decirle a la gente que siga su podcast, o que anime a los consumidores a comprar una determinada marca de café. Las dos cosas son simplemente incompatibles”, agregó.

Ahora que Harry y Meghan ya se han embarcado en su proyecto de podcast con Spotify y aseguraron un contrato (se rumorea que vale entre US$ 100 millones y US$ 150 millones) con la plataforma de streaming Netflix, las posibilidades de su retroceder y volver al trabajo como miembros de la realeza a tiempo completo son básicamente nulas.

Meghan Markle y su esposo el príncipe Harry, duque de Sussex.

“Se debe únicamente a las decisiones que han tomado”, explicó la fuente, reconociendo que probablemente no haya resentimientos entre el resto de la familia real. “No hay enojo ni animosidad. Pero cada trato comercial que han hecho los Sussex ha sido un clavo en el ataúd de cualquier tipo de regreso a la vida real”.

Otra fuente continuó sugiriendo que un regreso a los deberes reales es altamente improbable porque requeriría que los Sussex “deshagan todos los vínculos comerciales que ya han hecho, y claramente Harry y Meghan no quieren hacer eso”.

Otra “declaración de intenciones” inconfundible es la enorme mansión nueva en Santa Bárbara que la pareja compró para su cómoda vida en el estado natal de Markle. Los duques pagaron los US$ 3,1 millones de dólares que se decía que debían al contribuyente británico por las renovaciones de Frogmore Cottage, en Gran Bretaña, donde vivieron brevemente después de su boda en mayo de 2018.

Por separado, ya en suelo estadounidense, los duques finalmente lanzaron su fundación sin fines de lucro para la salud y el bienestar, “Archewell” (basada en el nombre de su hijo Archie, nacido en Gran Bretaña de un año) en un intento de “hacer algo que importe“, como habían prometido anteriormente.

Cualquiera que sea el caso, después de que se levanten las restricciones del coronavirus, los ex miembros de la realeza pueden viajar de regreso a Gran Bretaña para reunirse brevemente con su familia, al menos para eventos familiares como el cumpleaños número 100 del príncipe Felipe el 10 de junio y para celebrar el 70 aniversario de la reina. aniversario en el trono en 2022.

Además, se espera que los hermanos, Harry y Guillermo, dejen atrás todas sus diferencias (si las hay) para la ceremonia de inauguración de una estatua en memoria de su difunta madre, la princesa Diana, programada para 2021.