Meghan Markle renunció a la realeza porque no tiene suficiente poder, dice biógrafa real


La duquesa de Sussex, Meghan Markle, podría haber sobrestimado la influencia y el poder de la Familia Real británica en el mundo de la política cuando decidió casarse con el príncipe Harry en 2018, dijo la biógrafa de la realeza Penny Junor .

En enero, el duque y la duquesa de Sussex anunciaron planes para deshacerse de sus deberes reales y mudarse a América del Norte para obtener “independencia financiera”. La pareja renunció a sus roles como miembros de la realeza en marzo.

Según Junor, se espera que la Familia Real se mantenga alejada de la política, pero Meghan Markle aparentemente no entendía el papel de la monarquía en la sociedad.

Según Penny Junor, la duquesa de Sussex aparentemente no entendía el papel de la monarquía en la sociedad.

La experta explicó que su intención de casarse con el príncipe Harry estaba motivada en parte por la idea de que ayudaría a impulsar su activismo. “Pero creo que probablemente lo que descubrió cuando llegó a la Familia Real fue que no podía ser tan activa como quería”, afirmó.

La Familia Real no opera de esa manera, no usa su posición para hacer cambios” en la sociedad, afirmó la autora real, y agregó que se supone que la familia real debe resaltar y apoyar los problemas en lugar de cambiarlos.

Una activista en la realeza

Cuando se presentó como la prometida de Harry en 2017, Markle se sintió emocionada de hablar sobre su trabajo benéfico. En 2016, se convirtió en embajadora global de World Vision Canada. La futura duquesa de Sussex también dirigió un blog de estilo de vida llamado The Tig, aunque se cerró poco antes del anuncio del compromiso.

Este 2020 se unió a la campaña anti Trump, pidiendo a los electores estadounidenses que votaran contra el odio en “la elección más grande de sus vidas”, en una participación muy cuestionada por quienes defienden la imparcialidad política de los miembros de la realeza británica.

En septiembre, el gigante del streaming Netflix anunció que había conseguido un acuerdo con Harry y Meghan para crear programas, películas y documentales para niños juntos. Aunque la pareja ha dicho que tenían la intención de hacer una “programación familiar inspiradora”, aparecieron informes de que esta noticia aterrorizó al Palacio de Buckingham debido a los posibles secretos familiares que se le pidió a la pareja que revelara. (Sputnik)