Isabel II “tal vez sea la última reina de Gran Bretaña”, afirma su biógrafo Clive Irving


El autor de la reciente biografía “The Last Queen” explora “la cuestión de la longevidad de la monarquía británica” y descubre “una institución más frágil” después de 68 años de reinado pero con una “matriarca extraordinariamente obediente” que logró “perseverar con dignidad” la corona.

El extraordinario reinado de Isabel II de Gran Bretaña es el tema de un nuevo libro que pretende poner al descubierto su “batalla de setenta años para salvar la Casa de Windsor”. Según el autor Clive Irving, la reina actual “probablemente será la última reina de Inglaterra”.

Isabel II, de 94 años, ha estado en el trono durante casi 69 años y es la monarca que más tiempo ha ocupado el trono en toda la historia británica. Si bien el reinado duradero de la reina es un símbolo de la estabilidad nacional, el biógrafo real Clive Irving, autor de “The Last Queen”, cree que mantener la monarquía no ha sido nada sencillo.

La biografía de Irving contiene afirmaciones sensacionales sobre el futuro de la monarquía y afirma que la reina Isabel II puede ser la última reina de Gran Bretaña: “La reina Isabel II es la monarca con el reinado más largo de la historia británica y probablemente será la última reina de Inglaterra”, escribe en el prefacio. El tiempo de la reina y el príncipe Felipe juntos es una “bonificación” en medio de una gran “confusión”.

La sensacional nueva biografía real de Irving pretende sondear “la cuestión de la longevidad de la monarquía británica” y se propone exponer “una institución más frágil, cuya matriarca extraordinariamente obediente ha logrado perseverar con dignidad”.

El autor afirma que la naturaleza “turbulenta” del reinado de Isabel II supera a cualquiera de sus predecesores. “Ningún monarca británico se ha enfrentado a un período de cambio tan extenso y turbulento”. Si bien Irving observa la capacidad de adaptación de la reina, también afirma que ella “a menudo parecía fuera de contacto” con la realidad y afirma que sus asesores eran parte del problema.

“La reina se ha adaptado lo mejor que pudo, pero a menudo parecía estar fuera de contacto. Los asesores que la atienden no ayudaron”, dijo Irving, quien agrega en su libro que el el reinado de Isabel II también ha estado asediado por “secretos familiares atroces que amenazaron con salir a la luz”. “A veces parecía que la monarquía no sobreviviría, pero de alguna manera lo hizo”, reflexionó.

La monarquía británica ha tenido 18 meses difíciles con el retiro del príncipe Andrés de la vida pública a fines del año pasado, asediado por el caso de pedofilia de su amigo Jeffrey Epstein, seguido por el retiro del príncipe Harry y Meghan Markle como miembros de la realeza en marzo. No obstante, la reina y su esposo durante casi 73 años, el príncipe Felipe, continúan siendo vistos por los británicos como un símbolo de unidad nacional.

Prohibido estrictamente copiar completa o parcialmente los contenidos de MONARQUIAS.COM sin haber obtenido previamente permiso por escrito y sin incluir el link al texto original. Puede encontrarnos en Facebook o Instagram.