“Profunda tristeza” de la reina Silvia de Suecia por muerte de su hermano Walther Sommerlath


Nacido en Alemania, vivía desde hace mucho tiempo en las cercanías del Castillo de Drottningholm, residencia de los reyes. Tenía 86 años.

El hermano mayor de la reina Silvia de Suecia, Walther Sommerlath, murió a los 86 años el pasado 23 de octubre. “Walther Sommerlath falleció tranquilamente el viernes por la noche en el Hospital Universitario Karolinska en Huddinge después de un período de enfermedad”, escribió la Casa Real, pidiendo “respetar y comprender que esto es una cuestión de familia privada”. “Mi familia y yo sentimos una profunda tristeza y una gran nostalgia por mi hermano Walther”, dijo la reina.

La reina, esposa del rey Carlos XVI Gustavo, había recibido a su hermano enfermo y lo había instalado en el Castillo de Drottningholm, más precisamente en la antigua casa de la princesa heredera Victoria, Nedre Sjöflygeln, una pequeña casa del siglo XIX ubicada a unos 50 metros del castillo, informó Expressen. “Puedo confirmar que el hermano de la reina ha estado viviendo en Drottningholm durante un tiempo”, le dijo a Svensk Damtidning vocera de la corte, Margareta Thorgren. “Pero por lo demás, estos son asuntos familiares privados y nada sobre lo que el tribunal pueda comentar”, agregó.

De sus tres hermanos Ralf, Walther y Jörg, ya todos fallecidos, fue sin duda Walther el más cercano a Silvia. 

Walther Sommerlath nació en Berlín en 1934. Cuando tenía seis años, la familia abandonó la ciudad para escapar de los bombardeos compartiendo un departamento de cinco habitaciones con otra familia. Tras el final de la guerra, la familia se mudó a Brasil, donde el padre dirigió la filiar del afirma sueca Uddeholm hasta 1957, para luego instalarse en Düsseldorf.

Walther Sommerlath fue una persona un tanto errante. Vivió en Italia, y antes de eso durante muchos años en París. Fue en Francia donde conoció a su primera esposa, Michele, con quien tuvo los hijos Sophie y Patrick y de la que se divorció en 1987. Tras esto, Patrick llegó a Suecia y se instaló en Drottningholm por gracia de su cuñado, el rey.

Su, madre, la brasileña Alice de Toledo, también vivió en Drottningholm cuando enfermó de demencia a mediados de los noventa y hasta su muerte en 1997. Allí es donde pasó los últimos tiempos, en compañía de su hijo y sus nietas Anais y Chloé, quienes también viven en Sjöpaviljongen. La otra hija del fallecido, Sophie, de 57 años, actualmente trabaja como maestra en Concord, California. Michele vive en Los Ángeles y vende muebles retro de la tienda Gallerie Sommerlath.

Prohibido estrictamente copiar completa o parcialmente los contenidos de MONARQUIAS.COM sin haber obtenido previamente permiso por escrito y sin incluir el link al texto original. Puede encontrarnos en Facebook o Instagram.